La preeclamsia figura entre las dos principales causas de muerte en mujeres con embarazos de alto riesgo, informó el doctor José Leonardo González, jefe nacional del Programa Materno Infantil de la Caja de Seguro Social (CSS), quien resaltó la importancia del seguimiento temprano de este padecimiento.

González detalló que aproximadamente un diez por ciento de la población de mujeres grávidas,  recibe la categorización de embarazo de alto riesgo, lo que significa que si  hay 100 embarazadas, diez van a ser catalogadas dentro de este grupo.

Indicó que la preeclamsia no es más que la aparición de una presión arterial elevada después de la semana 20, y con la cual muchas mujeres no manifiestan síntomas, descubriendo que tienen ese mal  cuando hay complicaciones, razón por la que enfatizó en la importancia de tener un control prenatal adecuado, para observar las señales de alerta  y ofrecer las vigilancias adecuadas.

Expresó que una fémina que nunca ha padecido de migraña, y de pronto, a partir de la semana 28, comienza a manifestar este tipo de dolores de cabeza acompañados, por ejemplo, de falta de visión, pudiera estar  ante una primera manifestación de preeclamsia.

Cuando hay síntomas la mujer puede presentar  hinchazón de los dedos de las manos, el cuello o los pies. En su faceta  más  grave, pueden descender sus plaquetas y sus factores de coagulación, con riesgo de hemorragia durante y después del parto; falla renal o eclampsia (presencia de convulsiones).

También puede revelar edema agudo de pulmón. El Doctor González expresó que hay pacientes que presentan problemas respiratorios y que de inmediato, asumen que es COVID-19,  pero esa falta de respiración puede ser preeclamsia.

La preeclamsia puede causar desprendimiento de la placenta, lo que desencadenaría riesgos en el parto; que el bebé nazca antes de tiempo, o en el peor de los casos, muera antes de nacer.

Reconoció que existen diversas causas que pueden provocar que la embarazada tenga preeclamsia, entre ellas la obesidad y diabetes, por lo que dentro de la Caja de Seguro Social se ofrecen recomendaciones para que se lleve un estilo de vida más saludable.

Subrayó que dentro del sistema de salud se han registrado grandes avances para poder detectar, de forma temprana, este tipo de hipertensión, lo que permite disminuir las complicaciones o que se registre una muerte neonatal.

Informó la Caja de Seguro Social cuenta con la Clínica de Alto Riesgo Obstétrico, la cual funciona en el Complejo Hospitalario «Dr. Arnulfo Arias Madrid», y recientemente abrió sus puertas una de estas instalaciones, en la Policlínica «Dr. Blas Daniel Gómez Chetro», de la Caja CSS, ubicada en el distrito de Arraiján.

Concluyó que la apertura de la clínica en este sector de Panamá Oeste obedece al aumento de la densidad de la población en esta provincia, donde hay aproximadamente cinco mil embarazadas, y que entre los objetivos está mejorar el acceso de atención a aquellas damas que manifiesten algún tipo de riesgo de salud durante la gestación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.